Mi gato tiene depresión

Mi gato tiene depresión

Introducción

MI GATO TIENE DEPRESIÓN

Depresión en gatosLa depresión es una de las enfermedades mentales más comunes del siglo XXI. Aunque parezca es una enfermedad nueva, la realidad es que ha existido desde hace mucho tiempo, incluso antes de que se estudiara científicamente.

En medio de entornos estresantes, la soledad, la fata de cariño, problemas afectivos…etc, es difícil equilibrar tus sentimientos. Para nuestras mascotas esta situación no es diferente.

Nuestros entrañables amigos, también viven momentos complicados y no siempre pueden expresarse. Pero mi deber como cuidador, es saber cómo identificar si mi gato tiene depresión, y especialmente saber cómo actuar. Un gato con depresión necesita cuidados adicionales y un tratamiento efectivo.

Los gatos generalmente son más cerrados y menos expresivos si lo comparamos con la mayoría de los perros. Esto nos dificulta el trabajo a nosotros y al veterinario. Sin embargo, con algunos consejos, puedes ayudar a un gato con depresión y garantizarle una mejor calidad de vida.

Cómo detectar si mi gato tiene depresión

MI GATO TIENE DEPRESIÓN

No solo en la parte psicológica de la mascota se ve afectada por la depresión. Su cara cambia mucho y es uno de los primeros signos visibles. Al notar cualquier cambio brusco en el aspecto y el comportamiento de tu felino, debes buscar urgentemente un veterinario.

Un gato deprimido está apático, triste y desanimado. Las cosas que le gustaban ya no le gustan. Pierde las ganas de jugar, se sienta en silencio en una esquina, duerme más de lo habitual y se mueve poco.

Comienza a alejarse de los humanos y se niega a relacionarse, no solo con las visitas, sino también con nosotros, volviéndose cada vez más solitario. En esta situación, no le obligues a jugar o hacer lo que no quiere.

Otro síntoma es que se pondrá agresivo con otros animales e incluso contigo. Se esconderá a menudo y maullará más de lo habitual.

Si se cumplen estos síntomas, es muy probable que tu gato esté deprimido. Si has intentado motivarle pero rechaza cualquier incentivo que le das, es cuando tu mascota está precisando de atención veterinaria.

Síntomas de la depresión en gatos: la apatía, el desánimo, la agresividad y la falta de apetito 

MI GATO TIENE DEPRESIÓN

Depresión en gatosLa falta de apetito acompañada de una posible pérdida de peso son signos claros de que algo no va bien, pero no necesariamente es por causa de la depresión.

Cuando un gato está depresivo puede orinar y defecar fuera del arenero, aunque siempre haya sido un gato muy limpio. Si ahora tu gato está orinando y defecando en toda la casa, cuando nunca antes lo había hecho, deberías consultar con el veterinario.

Si detectas que tu gato se lame de forma compulsiva, puede ser un síntoma de depresión o ansiedad gatuna. Una cosa es que tu gato lama sus patas solo para limpiarse. Otra es lamerse, y rascarse de forma anormal las partes del cuerpo, causando auto-lesiones tales como llagas o arañazos profundos en la piel.

Son fundamentales los exámenes clínicos y de laboratorio para hacer un diagnóstico correcto. No debes administrar medicamentos a tu mascota sin tener una receta dada por un veterinario. Y es importante recordar que el hecho de que sea desobediente, hambriento o agresivo puede estar asociado con otras enfermedades ajenas a la depresión de gatos.

Causas de la depresión en gatos

MI GATO TIENE DEPRESIÓN

Los felinos son sensibles a los cambios repentinos, ya sea en el ambiente o en la rutina, o al mover los muebles de lugar. Mudarse a casa puede ser perjudicial para la salud de tu mascota, ya que conlleva, un periodo de adaptación. Si tu gato, por el motivo que sea, tiene dificultades para adaptarse a su nuevo hogar, puede echar de menos dónde vivía, y causarle tristeza o depresión.

El estrés y el nerviosismo son factores que pueden causar depresión a tu gato. Si vives en un ambiente problemático, con mucho ruido, o con personas que asuntan a tu gato, ten por seguro que tu gato se va estresar.

Una de las principales causas de depresión en gatos es la falta de cariño o maltrato. Un gato, que no recibe ni afecto ni caricias de su familia, sino que solo gritos y golpes, se volverá arisco, estará nervioso, y estresado. Este ambiente posiblemente le causará depresión.

Gato deprimido necesita cariño y atención constante

MI GATO TIENE DEPRESIÓN

Depresión en gatosLa pérdida de alguien querido por la mascota también es una causa. Si tu mascota ya no tiene la compañía de ese gatito con el que jugaba porque se mudó o murió, puede sentirte solo. En este caso,  te recomiendo que estés muy encima de él y le prestes mucha atención y cariño hasta que tu gato te acostumbre a su nueva vida.

Dejar a tu mascota sola en casa durante horas, y pasar poco tiempo con él también puede generar una profunda tristeza en el animal. Antes de adoptar un gato, ten en cuenta que es necesario pasar al menos unas horas al día acariciando, cuidando o simplemente hacerle compañía.

Si vas a pasar poco tiempo en casa, debes encontrar alternativas para mantenerlo entretenido, como otro gato con el que pueda jugar, o comprar juguetes para gatos.

Más que una necesidad fisiológica, el momento de la alimentación es sinónimo de diversión para el felino. Por lo tanto, cuando las comidas son iguales y siempre monótonas, la mascota está molesta y triste. Además, si no tienen una dieta equilibrada con nutrientes y vitaminas lentamente, esto puede convertirse en problemas de salud.

La falta de caminatas e incentivos para que el felino queme energía también se complica. Tiene una personalidad independiente y le gusta tener libertad para moverse entre diferentes lugares, incluida la visita al vecino de vez en cuando.

Tratamiento a seguir si mi gato tiene depresión

MI GATO TIENE DEPRESIÓN

Depresión en gatosEl primer paso es que tu mismo intentes revertir la situación emocional de tu gato dándole afecto, atención, y excelentes condiciones de vida. Pero eso puede ser no suficiente.

Existen medicamentos en el mercado para la depresión en mascotas, alopáticos y homeopáticos, siempre recetados por veterinarios. No mediques a tu mascota sin el diagnóstico de un veterinario.

Adoptar otro gato también puede ser muy beneficioso para un gato con depresión, ya que, tendría compañía y con quién compartir los momentos en que están solos.

Es posible prevenir la depresión en gatos

MI GATO TIENE DEPRESIÓN

La prevención de esta enfermedad es muy relativa y depende casi por completo del comportamiento que tengas con tu gato, y las condiciones ambientales que tenga en casa.

En un entorno donde le das cariño y afecto a tu gato y además dispone de una casa tranquila y que sufre cambios constantes, suele ser suficiente. Pero, al igual que pasa con las personas, todo dependerá de la personalidad que tenga tu mascota.

Dale siempre comidas saludables especializadas para gatos para garantizar su salud. Juega con él durante al menos media hora al día. Y mantén una rutina diaria predeterminada para que tu gato se adapte. Con estas acciones podrás prevenir la depresión de un gato.

Un saludo y feliz día a todos!! 😺

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

      Deje una respuesta

      error: Content is protected !!
      El inicio de sesión/registro está temporalmente inhabilitado